fbpx

Hoy, lunes 25 de noviembre, conmemoramos el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia Contra la Mujer. Uno de los tipos más comunes, persistentes y devastadores de violaciones contra los derechos humanos a través del mundo.

Una de cada tres mujeres sufre o sufrirá este tipo de violencia en algún momento de su vida. Ya sea de manera psicológica, física, económica o incluso sexual. La violencia afecta a las mujeres por el simple hecho de ser mujer, y constituye un grave atentado contra su integridad, dignidad y libertad, lo que incluso puede terminar en muerte si no se reconoce a tiempo.

Una sociedad donde una niña tenga que desconfiar de sus compañeros; donde una mujer no se atreva a cruzar la calle en la noche; donde la elección de ropa se determine por lo “provocativo” que es para los predadores; y donde las mujeres terminen muertas por ninguna otra razón más que haber nacido mujeres no es normal.

Es hora de romper el estigma, el miedo, y la pena que existen alrededor de la denuncia. Es hora de salir a la calle, y alzar nuestra voz, para que las futuras generaciones, y las mujeres del mañana no pasen por este mismo sufrimiento, ni esta inseguridad. Para que sepan quienes son, lo que valen y reconozcan su derecho a decir que “no”.
 
Como fundación enfocada en la mujer y su empoderamiento, Fundación Calicanto se une en este mes a otras organizaciones y grupos en esta importante causa. Al inicio del mes, iniciamos nuestra campaña digital #NoesNo, para sensibilizar a la población sobre las diferentes caras de la violencia, la prevalencia de la misma en poblaciones vulnerables (en base a las cifras de nuestro programa CAPTA), y el poder del “NO”.

Hoy, al igual que cientos de mujeres en varios países, iremos a marchar. A exigir un mejor futuro para todas las mujeres y niñas, una sensibilización real de la sociedad y el cumplimiento de leyes de protección adecuadas para castigar a los responsables.

Mañana seguiremos con un conversatorio vivencial: “Violencia de género, una mirada reflexiva”, que buscará concientizar a las personas sobre esta realidad. El conversatorio gratuito tanto para hombres como mujeres abrirá la reflexión sobre el tema, qué hacer para evitar la violencia y cómo apoyar a sus víctimas.

A través de esta campaña, esperamos poder empezar una conversación real y dejar un impacto en la sociedad. Queremos que, cuando ya no sea el 25 de noviembre, y los gritos y pancartas no resuenen por las calles, las lecciones de hoy se queden y las cosas cambien para mejor.

Comentarios